Luis Enrique lanza un dardo a Robert Moreno: «Para mí es desleal»

Luis Enrique

Luis Enrique

La Selección Española no ha tenido tranquilidad en las últimas semanas. El cambio en la dirección técnica que derivó en el regreso de Luis Enrique a un banquillo que le correspondía y que tuvo que dejar por una grave situación familiar, ha sido el detonante de una enemistad. Habían acuerdos de palabra que se rompieron, uno de los dos buscó sus intereses personales sobre la amistad y la situación no terminó bien. Robert Moreno fue el primero en hablar en su despedida y le lanzó toda la responsabilidad al etsratega de Gijón, su frase fue: «No sé qué ha pasado, preguntadle a Luis Enrique».

En la presentación de Luis Enrique como seleccionador español llegó el momento de que diera su versión de lo ocurrido, dejó frases realmente lapidarias.

Comenzó su intervención diciendo: «Es un día muy especial para mí y mi familia, porque vuelvo a casa, a la Selección y a terminar un proyecto que inicié en su momento. Sé que la posible atención mediática puede estar en lo que sucedió en los últimos meses. Me veo obligado a dar muchas más explicaciones de las que me hubiera gustado».

Comienzo del desencuentro de  Luis Enrique con Robert Moreno

«El único responsable de que Robert Moreno no esté en mi staff soy yo, ni Rubiales ni Molina ni la Federación. El desencuentro con Moreno viene el 12 de septiembre. Es el único día que tengo contacto con él. Me llama, tengo una reunión en mi casa y percibo que quiere hacer la Eurocopa, y que después, si yo quiero, volverá a ser mi segundo. Lo veía venir por la falta de acontecimientos de las últimas semanas. Voy a ponerme en el otro punto de vista. Entiendo que le haga ilusión, que es la oportunidad de su vida, ha trabajado mucho y es ambicioso, que es una cualidad a valorar, pero para mí es desleal, yo no lo haría y no quiero a nadie con esas características en mi staff», decía Luis Enrique con una señal de desahogo evidente.

Las siguientes palabras de Luis Enrique muestran la ruptura total de una amistad de años: «Pensé que eso sería lo más falso que podía hacerme. Yo no soy así. Mis valores son otros. Lo pensé muchas veces y mi decisión final es la que he tomado y estoy orgulloso de ella».

Con esto se cierra un altercado lamentable entre ambos técnicos e inicia una nueva etapa de la ‘Roja’ con Luis Enrique al mando. De ahora en adelante el fútbol debería ser el tema de conversación.

shares